El Blog de Minín

Opinion alternativa

En España no hay justicia

with 4 comments


LECTURA: 6 minutos

VIDEO: 5 minutos

Madrid, plaza Jacinto Benavente sin número. Más de 100 días. Tremenda historia. La resumo brevemente; En una intervención -en teoría- sin complicaciones, Antonio Meño Ortega, el hijo de Juana y Antonio queda en estado vegetal. El anestesista retiró la entubación antes de que despertara, provocándole el vómito. Como estaba bajo los efectos de la anestesia general, su glotis no reaccionó al vómito, provocándole una obstrucción, con la consiguiente falta de oxígeno. Después de unos minutos sin oxígeno la mayor parte de las células del cerebro de Antonio Meño perecieron por axfisia. Tenía 21 años. Ahora, a sus 41 sigue siendo un vegetal.  En su momento sus padres interpusieron una demanda, pero aunque en principio resultó favorable, inexplicablemente la justicia se ha vuelto en su contra y después de 20 años, con su hijo en estado vegetativo, se les exige el pago de 400.000 euros (66 millones de pesetas) en concepto de pago de costas de los juicios y el embargo de todos sus bienes. Como protesta llevan más de 100 días viviendo en una caseta, en la plaza Jacinto Benavente de Madrid, a cinco minutos de la puerta del Sol.

Reproduzco íntegramente el artículo y el vídeo publicados por la web Somoscentro.com, creo que hay que dar la máxima difusión a noticias como esta. Es indignante y vergonzoso que ocurran cosas así en mi país. Ni te imaginas los “tejemanejes” que se pueden traer los juezes entre manos, protegiéndose unos a otros. Y para más escarnio, con la connivencia de los medios de comunicación. Increíble.

Mis felicitaciones a Diego casado, a la gente de somoscentro.com y a Discovery Salud, de los pocos medios informativos que han tenido la decencia (y conciencia) de cubrir la noticia acerca de la injusticia cometida contra esta familia. Primero el vídeo y luego el reportaje. Más adelante añadiré nueva información sobre esta noticia:

Cien días en la calle con su hijo en coma para pedir justicia

30 Septiembre 2009 escrito por Diego Casado
antonio1El campamento de Antonio y Juana | D. CASADO

Antonio y Juana cuentan su historia decenas de veces al día. La explican a todo el que para ante su templete de dos tiendas de campaña instalado en Jacinto Benavente y quiere escuchar. Pero por mucho que la repitan, no pueden evitar que se les encoja la garganta cuando cuentan la razon por la cual llevan cien días viviendo en la calle, en pleno centro de Madrid.

“Exigimos justicia”, es lo que más remarcan. “Justicia” para Antonio Meño Ortega, su hijo de 41 años que lleva los últimos 20 en estado de coma vigil y que les acompaña, ausente, en su protesta. Un error médico le dejó postrado en 1989, cuando un anestesista le retiró la intubación después de una operación de nariz. Antonio vomitó y se ahogó. Los padres llevaron al médico y al hospital a juicio, pero en 1993 la Audiencia Provincial les eximió de toda culpa.

Fotos de Antonio Meño, a la puerta del templete | D. CASADOFotos de Antonio Meño, a la puerta del templete | D. CASADO

Entonces, Antonio y Juana recurrieron a la vía civil y volvieron a perder el caso, pero esta vez fueron condenados a pagar las costas del juicio de todas las partes: 400.000 euros. Una cantidad que no pueden asumir y por la que han embargado sus bienes, incluida su casa de Móstoles.

Indignados y desesperados por la situación, el pasado 17 de junio cogieron sus cosas, dos tiendas de campaña y se echaron a la calle con su hijo. Se instalaron ante el Ministerio de Justicia, en la plaza de Jacinto Benavente, y comenzaron a pedir firmas para que el Comité de Derechos Humanos de la ONU, la última instancia a la que pueden recurrir, les haga caso.

Antonio, junto a uno de los carteles | D.C.Antonio, junto a uno de los carteles | D.C.

Este martes, por la mañana, el matrimonio ha llevado hasta el Congreso de los Diputados 20.000 rúbricas para que el Gobierno obligue a este comité a revisar su caso. Les ha acompañado su hijo Antonio, en camilla. Firmas y su hijo. Lo único que les queda. Y la lucha.

“Tengo que luchar para que se haga justicia por mi hijo”, explica Juana, que no piensa moverse “hasta que alguien se levante de su sillón y arregle nuestro caso”. Ella y su marido han mandado cartas a todos los partidos políticos, al presidente Zapatero, al Defensor del Pueblo… y todavía nadie les ha contestado. Mientras esperan la respuesta, siguen viendo pasar los días ocupados en la atención a su hijo, que exige cuidados “las 24 horas del día”, y en explicar a todos los curiosos que se paran ante su templete para preguntar por qué están allí.

“Lo peor, las noches”

Este fin de semana, Antonio y Juana  han “celebrado” sus 100 primeros días de acampada en la calle. Explican que lo peor de vivir en la calle son “las noches”: “Entre las ambulancias, los jóvenes que beben de más y los coches de policía, es imposible dormir tranquilo. Nos despertamos continuamente”, explica Antonio.

Cartel frente al Ministerio | D.C.Cartel frente al Ministerio | D.C.

Luego está el problema del dinero. Se mantienen con la pensión de Antonio -700 €, después de haberse jubilado en julio- y con lo que sacan de la distribución de un libro escrito por su actual abogado y en el que explican su caso. Lo venden por 12 € en la plaza y rechazan cualquier otro tipo de limosna o donativo.

Pese a las dificultades, por su cabeza no pasa abandonar el lugar bajo ningún concepto, así que ya están pensando cómo soportarán el invierno madrileño. De momento se apañan con baterías de coche para calentar la comida, pero saben que cuando llegue el frío no serán suficientes. “Pero de aquí no nos vamos hasta que mi abogado no venga con un papel que diga que se ha arreglado nuestro caso”, cuenta Antonio con ojos llorosos. “Si no, todo esto no habrá servido para nada. Aguantaremos”.

Más información:

Anuncios

Written by Mino

11/12/2009 a 00:35

4 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. 11 meses se cumplen ya de la lucha de Antonio Meño y sus padres en la plaza de Jacinto Benavente en Madrid.

    Para el día 30 de Mayo que ya superan esos once meses, se convoca una concentración a las 13 horas en la misma plaza donde ya son parte del mobiliario urbano de un país donde los derechos humanos se están poniendo bastante más que en duda.

    Saludos.

    Antonio

    04/05/2010 at 21:36

  2. […] (Continuación del anterior post “En España no hay Justicia“) […]

  3. […] seriamente salir a la calle a realizar acampadas, exactamente igual que tuvieron que hacer la familia Meño y los Indignados de toda España. ¿Qué diría la población si comienza a ver parapléjicos y […]

  4. […] (Continuación del anterior post “En España no hay Justicia“) […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: